Pablo Pérez no entrenó con el resto del equipo xeneize por molestias físicas y tiene ofertas de la MLS y de la liga brasileña que ponen en duda su continuidad.

Las horas de Pablo Pérez en Boca podrían estar contadas. Su continuidad en el Xeneize tras la marcha de Guillermo y la llegada de Alfaro es una de las muchas incógnitas que hay en torno a la reconstrucción del equipo y parece que Sampaoli podría agilizar el tema.

Al volante y capitán de 33 años, lo quiere el Santos de Brasil y a pesar de que tiene contrato hasta el año 2020, parece que la cifra que quiere lograr Boca con su salida está en torno al millón y medio de dólares y el equipo que dirige Jorge Sampaoli está dispuesto a pagar lo que sea para llevarse al número ocho. Por lo tanto, el xeneize deberá contestar mañana miércoles la oferta brasileña.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here